Paren el Ruido

Un intento por escuchar el susurro de la verdad detrás del ruido de la mentira y la fantasía

miércoles, mayo 31, 2006

Al Mossad no le gusta el futbol

Hace cosa de una semana observamos un ejemplo de un golpe bajo y sucio de propaganda anti-Irán:

El National Post de Canadá se retracta de reporte de que judíos iraníes serán forzados a portar parches amarillos


Por Yossi Melman

Por algunas horas el viernes, muchos alrededor del mundo estaban listos para creer un reporte en los medios de que Irán había decidido que los judíos viviendo allí serían forzados a portar una franja de material amarillo en su ropa para denotar religión.

Líderes de organizaciones judías internacionales respondieron rápidamente, y compararon la decisión con las Leyes de Nuremberg de la Alemania Nazi.

Ayer, luego de que emergiera que el reporte había sido falso, el asunto del "parche amarillo que no fue" nos dejó con una lección: El mundo está listo para creer cualquier cosa cuando viene de un país regido por Mahmoud Ahmadinejad. (...)


No, señor periodista. Más bien: luego de cinco años de lavado de cerebro de la 'guerra contra el terrorismo' (ya saben el cuento: que los árabes y musulmanes son todos locos y suicidas, bla, bla, bla), el mundo está dispuesto a creer cualquier basura propagandística anti-musulmán que los medios publiquen.

No crean, estimados lectores, que por el hecho de retractarse el daño desaparece. En un mundo donde la mayoría "se informa" gracias a lo que el vecino le contó que su mujer escuchó en la televisión, no hay mucha esperanza de que esa falsa idea se disipe de las masas programadas.

Ahora, y en plena consistencia con la campaña pro-guerra vs Irán, aparece esto:

Reporte: Israel advierte de terror en la Copa del Mundo

Israel ha advertido a cuerpos de inteligencia europeos y estadounidenses de posibles intentos de grupos de Hezbollah, dirigidos por Imad Mugniyah, de llevar a cabo ataques terroristas durante el torneo de la Copa Mundial en Alemania, reportó el periódico saudi Al-Watan el viernes.

De acuerdo al reporte, el plan terrorista tiene como objetivo probar a la comunidad internacional que Teherán es capaz de contraatacar si es atacado.

Fuentes en Washington dijeron que un cuarto de operaciones conjuntas E.U.-Europeas ha sido dispuesto para tratar con tal escenario; para este fin, dos portaaviones estadounidenses, junto con un barco francés, están en camino hacia el Océano Índico y el Golfo Pérsico.


¿¡Qué les parece!? Los señores del Mossad saben mucho, tanto que pueden predecir el próximo ataque terrorista, saben quién será el culpable, y ¡más aún!, saben cuál será su objetivo: probar al mundo que Irán se puede defender. Esta explicación es simplemente absurda. Si Irán quiere preservar su existencia, lo último que pensaría sería poner una bomba en el Mundial de futbol. Eso le garantizaría que el mundo entero le diera la espalda mientras E.U., Israel y sus aliados aplanan su territorio con bombas, posiblemente nucleares.

De modo que, dado el clima mundial, Irán tendría todo que perder, literalmente, si hiciera un ataque terrorista como ese. En cambio, los muchachos del Mossad, sedientos de sangre musulmana, tendrían mucho que ganar (no así la población judía de Israel, que se vería enfrascada en una violenta guerra en su región, y posiblemente su propio territorio, y que se engaña si cree que va a salir ilesa de algo así).

Recordemos que estos notables caballeros del Mossad han sido vinculados a muchos de los ataques terroristas de los últimos años, empezando por el mismísimo 9/11.

Recordemos que un reporte de la Escuela de Estudios Militares Avanzados de E.U. (SAMS, por sus siglas en inglés), dado a conocer el 10 de septiembre del 2001, describe al Mossad, el servicio de inteligencia israelí, como "Comodín. Despiadado y astuto. Tiene la capacidad de atacar a fuerzas de E.U. y hacerlo parecer como un acto palestino/árabe."

O sea que no lo digo yo. Lo dice SAMS.

Ahora, para consuelo de todos los aficionados al futbol, permítanme señalar que, en mi opinión, será poco probable que el Mossad se atreva a llevar a cabo tal plan después de que ya ha sido anunciado en los medios. Saben que si lo hicieran, muchos de nosotros tendríamos nuevas razones para sospechar de ellos.

Aunque, quién sabe, con los espías nunca se puede estar seguros...

¡Que disfruten el Mundial, queridos lectores!

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home